Síndrome del túnel carpiano síntomas y tratamiento

Síndrome del túnel carpiano con sus síntomas

Pocas veces nos preocupamos de las distintas partes que componen nuestro cuerpo hasta que, efectivamente, nos damos cuenta de que están ahí. Esto ocurre cuando empieza a dolernos. El dolor es el que nos recuerda que tenemos pies, espalda, cabeza, manos… O muñecas, como es en el caso del síndrome del túnel carpiano. Si has sentido molestias en alguna ocasión en tu mano o en tu muñeca, probablemente se deba a esta afección. Y para que sepas más, en este artículo vamos a explicártelo todo del síndrome del túnel carpiano con sus síntomas y su tratamiento para que encuentres alivio. 

Puede ser realmente molesto sentir dolor o entumecimiento en la muñeca e incluso ser incapacitante hasta impedirte que puedas realizar actividades con la mano. También es posible que alcance el brazo ese hormigueo que, a veces, se transforma en dolor. 

La mayoría de las veces, nosotros mismos somos los responsables de este dolor, porque hacemos movimientos de repetición o malas prácticas con la mano y, especialmente, con la muñeca. Pero vamos a ver todo esto con más detalle a continuación, porque cuidar las manos es importante. 

Qué es el túnel metacarpiano y por qué se produce el dolor

En la zona de la muñeca tenemos un nervio mediano que se encarga de emitir sensaciones cuando se mueve el lado de la muñeca que está junto a los dedos pulgar, índice, medio y el anular. Este nervio se encuentra dentro de una cavidad estrecha conocida como túnel carpiano

Debajo de la piel tenemos un ligamento grueso llamado “carpal” que forma parte de este túnel carpiano. Puede ocurrir que este ligamento se inflame, por diversos motivos y es entonces cuando aparece el dolor en la zona, porque la inflamación presiona el nervio. 

El síndrome del túnel carpiano tiene lugar cuando el nervio que atraviesa el túnel carpiano queda afectado y, en tal caso, podemos sentir dolor, hormigueo y entumecimiento o incluso debilidad excesiva en la muñeca.

Cuáles son las causas del síndrome del túnel carpiano

Síndrome del túnel carpiano con sus síntomas

Si bien hay personas que, de forma congénita, desde el momento de nacer, empiezan a tener molestias, porque el túnel carpiano es demasiado pequeño y esto provoca la presión del nervio, en la mayoría de las ocasiones el malestar está causado por malos hábitos, o porque por diversas razones realizamos movimientos muy repetitivos con la mano o el brazo.

Prácticas como el uso del ordenador, o más bien, el tecleo del ratón, el móvil, o cualquier tarea que implique mover insistentemente la muñeca muchas veces al día, puede dañar el ligamento y el nervio, dando lugar a un problema crónico, si no se le pone remedio. 

Debido al uso del ordenador, cada vez más personas y más jóvenes sufren este síndrome. De hecho, es precisamente la franja de edad de entre 30 y 60 años donde se encuentran las personas que más habitualmente se quejan de dolor en la muñeca. 

Factores que propician el síndrome del túnel carpiano

Hay personas que son especialmente propensas a sufrir este problema. Los factores que exponen a ello son los siguientes:

  • Ser mujer. El síndrome del túnel carpiano afecta a hombres y mujeres, pero es cierto que hay mayor predisposición entre las féminas. 
  • El exceso de alcohol. Las personas alcohólicas también tienden a ser más sensibles a este tipo de lesiones.
  • Fracturas de huesos. Quienes tienen fracturas de huesos quedan más expuestas a padecer también daño en los nervios de la mano.
  • Artritis. Igual que sucede con las fracturas de huesos, la artritis predispone a padecer síntomas similares al síndrome del túnel carpiano.
  • La presencia de quistes o tumores en la muñeca o en la mano.
  • Padecer amiloidosis o acumulación de proteínas en el cuerpo.
  • Las personas obesas también sufren más molestias en la muñeca.
  • La retención de líquidos.

Cuáles son los síntomas del síndrome del túnel carpiano

Síndrome del túnel carpiano con sus síntomas

Si tienes síndrome del túnel carpiano lo vas a notar rápido, porque produce un dolor y un adormecimiento muy molesto de la zona de la mano, muñeca y, en ocasiones, también abarca el brazo. 

Es habitual que sientas que la mano se te volvió torpe y te cuesta agarrar los objetos. Y esta sensación de entumecimiento puede afectar a toda la mano, incluyendo la zona de la palma. 

Si es la primera vez que padeces este tipo de molestias, no debes alarmarte, porque probablemente con antiinflamatorios se te pasará. Si bien, debes tomar en serio esta alerta y empezar a cuidar más tu muñeca para evitar que el daño se prolongue en el tiempo y se vuelva irreversible. En tal caso, podría atrofiarse el músculo que está bajo el pulgar.

Cómo diagnosticar el síndrome del túnel carpiano

Si presentas molestias que hagan que tu médico sospeche de que puedas estar sufriendo el síndrome del túnel carpiano, te podrá realizar pruebas como la radiografía de muñeca, una electromiografía y un examen de velocidad de conducción del nervio. 

Previamente, en la propia consulta, el médico comprobará si tienes dificultad para identificar dos puntos a lo largo de los dedos, para doblar la muñeca completamente hacia delante durante sesenta segundos sin que te duela, o si tienes debilidad al agarrar objetos con la mano.

Además, puede probar a darte un pequeño golpecito sobre el nervio mediano para que el dolor se dispare y así ver in situ cómo se produce la molestia.

Cómo tratar el síndrome del túnel carpiano

Para tratar los síntomas del síndrome del túnel carpiano el médico puede pedirte que te coloques una férula, especialmente para evitar doblar la muñeca al dormir. Y recomendarte la aplicación de compresas calientes y frías para aliviar la inflamación y dolor en la zona. Aparte, es fundamental que evites las posturas y movimientos que dañan la muñeca. 

Entre los medicamentos para aliviar este mal están los antiinflamatorios no esteroideos y, en algunos casos, las inyecciones de corticosteroides

En casos extremos, será necesaria la cirugía, para cortar el ligamento que está causando presión en el nervio. 

Aparte, hay algunas medidas higiénicas que deberías seguir como son:

  • Usar dispositivos ergonómicos para el ordenador, especialmente si pasas muchas horas frente a él.
  • Procurar que el teclado quede bajo, para que las muñecas no tengan que doblarse al manejarlo. 
  • Evitar el uso de herramientas que vibran.

Conociendo los síntomas del síndrome del túnel carpiano, podrás ponerle remedio en cuanto notes las primeras molestias y evitar así que el problema vaya a más. 


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.