Cómo saber si tengo el frenillo corto

Cómo saber si tengo el frenillo corto

Muchos hombres o adolescentes sufren de frenillo corto sin la certeza de saber si pueden solucionarlo ellos mismos. Para otros es una incógnita saber tienen el frenillo corto, muchos chicos llegan a la edad de madurez con la duda, y otros hombres llevan años ocultando su problema sin saber qué hacer.

Dependiendo del grado en que esté presente, puede llegar a requerir de un pequeño tratamiento. En la mayoría de estos casos, se resuelve cuando los niños tienen una edad corta y solo requiere de algún tipo de crema que ayude a retraer la piel para que ceda poco a poco. Pero en otros casos más avanzados se requerirá de la cirugía.

¿Cómo saber si tengo el frenillo corto?

Lo primero de todo es conocer si se sufre de frenillo corto o es otro tipo de problema como la fimosis. La piel que rodea el pene debe de encargarse de unir tanto la cara interior del prepucio con la del glande y eso lo hace a través de un pliegue que ayuda a estirarse y contraerse.

Cuando este pliegue o frenillo es demasiado corto imposibilita este movimiento o lo hace demasiado difícil, dónde a la hora de tener una erección se tendrá dificultades y por lo tanto no se podrá tener relaciones sexuales. Si el frenillo es corto o poco elástico no dejará que el glande se retraiga del todo, y solo se puede ver cuando se va a tener el pene erecto

Cómo saber si tengo el frenillo corto

¿Por qué se produce el frenillo corto?

La principal causa es cuando se ha producido fimosis. La fimosis es cuando el orificio del prepucio es demasiado pequeña, estrecha o poco elástica para no dejar que el glande salga. Se intentará retraer la piel hacia atrás y habrá mucha dificultad, por lo que no se puede llegar a tener una erección, pero sí se puede orinar perfectamente. Este hecho puede que se asocie con el frenillo corto.

Otras causas pueden ser de origen genético, dónde ya desde el nacimiento se crezca con esta anomalía. Pero otras veces puede ser cuando ha habido infecciones genitales (inflamación o fibrosis) dónde se ha producido un engrosamiento del tejido del frenillo.

Algunos hombres, así como niños o adolescentes han podido haber tenido una rotura del frenillo y durante su cicatrización ha curado mal. En algunas de estas ocasiones el frenillo ha quedado deforme o se ha acortado.

Qué síntomas pueden aparecer

Cómo saber si tengo el frenillo corto

Son muchas las molestias que se pueden producir a causa de tener el frenillo corto. La primera es intentar retraer la piel con el intento de mantener una relación sexual o masturbarse, por lo que producirá dolor.

En alguno de estos intentos puede que se intente mantener una relación llegando a producirse un desgarro, por lo que hay que suturarlo. En otros casos el intento es tal, que hasta el pene queda doblegado, llegando a doblarse hacia un lado la cabeza del pene.

Aún con todos los intentos que podrían haber llegado a un buen fin, si no ha resultado a buen término puede que se haya producido mucha irritación y gran picor en la zona ante tal intento.

Tratamiento para el frenillo corto

El mejor tratamiento y el más eficaz es la intervención quirúrgica. No tiene mayor complicación y es rápido, sencillo y fácil en su curación. Se hará bajo anestesia local y de forma ambulatoria, sin hospitalizaciones. La frenectomía consiste en realizar un pequeño corte o incisión con el bisturí en la zona del frenillo, para que ya no produzca tensión en el tejido o la piel por la que dependía. Después se aplicará unos puntos de sutura con la aplicación de povidona yodada (antiséptico) y con apósitos impregnados de crema cicatrizante. Para el problema de fimosis la operación es distinta, ya que se retira por completo toda la piel que rodea el prepucio, dejando la cabeza del glande totalmente al descubierto.

Hay hombres que el problema del frenillo corto puede llegar a solventarse con ejercicios de estiramiento. Cosiste en hacer movimientos de retracción de la piel hacia atrás con algo de firmeza y repetitivos. Se hará bajo supervisión médica durante 4 o 5 semanas y con la ayuda de una crema a base de corticoides para reducir la inflamación y adelgazar el tejido engrosado. Si no resulta este tratamiento habrá que aplicar la cirugía.

Cómo saber si tengo el frenillo corto

¿Cómo será su evolución?

Es importante hacer una serie de cuidados diarios en casa para que la cicatrización sea correcta. Hay que evitar que se produzcan infecciones y para ello se harán curas diarias, limpiando la zona con agua y jabón y aplicando posteriormente povidona yodada. Después se volverá a cubrir con los apósitos y con su crema correspondiente, para una buena curación y para que no haya ningún tipo de roce.

Se recomienda que durante el tratamiento de curación el hombre tenga que evitar las erecciones, ya que está en un momento de cicatrización y por lo tanto puede llegar a ser hasta doloroso. Para practicar relaciones sexuales es importante espera algo más de 15 días, aunque lo ideal sería hasta cuatro semanas.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.