Lady Moura, mirando por encima del hombro al resto de yates

110 metros de eslora y un precio estimado en más de 200 millones de dólares. Esta es la carta de presentación del Lady Moura, uno de los yates más lujosos del mundo. Propiedad de Mouna Ayoub, lo recibió tras divorciarse del billonario saudí Nasser Al Rashid, junto con 160 millones de dólares hace ya algunos años.

Fue diseñado por el diseñador italiano Luigi Sturchio y construido en 1990 por los arquitectos alemanes Bolhm & Voss y consta de spa, casino, salas de fiesta y de su propio helicóptero S76B con helipuerto para tenerlo bien aparcadito. 60 personas de origen filipino se dedican al mantenimiento del mismo a diario, y me parecen pocos empleados sabiendo que la mesa del comedor “sólo” mide 22 metros, y además está hecha por el Vizconde Linley. Habrá que ver el resto de camarotes e instalaciones.

Se suele ver atracado entre Mónaco y Palma de Mallorca a lo largo del año y es que semejante buque no creo que pueda estacionar en muchos puertos. Todo un lujo de barco, sin duda alguna. ¿Desmesurado o excéntrico? Tal vez pero…¿y qué? Ya se sabe como se las gastan estos millonarios de petrodólares.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *