En forma para las fiestas navideñas

La Navidad ya está aquí con todo lo que ello conlleva: atracones, ingesta de alcohol y excesos de todo tipo. Y es que aunque cada año nos repitamos aquello de “esta vez no me voy a pasar”, volvemos a caer en los mismo errores de siempre.

Las consecuencias son inevitables. Desde indigestiones a problemas estomacales, pasando por los terribles “kilitos de más” que ganamos cada Navidad. Para evitar que la cuesta de Enero sea un suplicio, más vale prevenir e intentar controlarte en las innumerables celebraciones que nos esperan. Toma nota de estos consejos y tu cuerpo te lo agradecerá.

– Sigue una dieta baja en calorías los días anteriores y posterioreos a las fiestas. Si pierdes algo e peso, compensarás lo kilos de más cogidos en Navidad.

– Compensa el número de calorias diarias que ingieres. Si vas a tener una cena copiosa toma algo ligero en la comida, como fruta o un caldo.

– Toma medio litro de bebida isotónica y una pieza de fruta media hora antes de cada comilona.

– Bebe mucho agua durante las comidas y deja a un lado las bebidas alcohólicas.

– Evita comer deprisa. Disfruta de la comida, saboreándola y masticando despacio.

– Sírvete raciones pequeñas.

– Evita comprar dulces navideños hasta el último momento. Así evitarás la tentación de tenerlos en casa.

– Mucho cuidado con las salsas, especialmente con mojar pan en ellas.

– Intenta caminar un rato después de las comidas copiosas. Te ayudará a hacer la digestión y quemarás algunas calorías.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *