Cómo planchar una camisa sin plancha

Cómo planchar una camisa sin plancha

¿Se puede planchar una camisa sin usar la plancha? La respuesta es sí. Seguramente te has sentido apurado más de una vez por tener que planchar una camisa sin encontrar una plancha. Las arrugas son una forma antiestética en cualquier prenda que lleves y se estropee con facilidad. Existen trucos para poder planchar la ropa sin necesidad de complicarte la vida y poder usar otros aparatos que tengamos a mano en casa.

Puede ocurrir que estés de viaje y esas camisas que tenías en la maleta acaben arrugadas. O que tengas en una cita importante y la plancha no te funcione para salir impecable. Has de saber que hay trucos buenos y sencillos, ya que si utilizamos con ingenio el calor o el vapor lo tendremos fácil para poder controlar esas dichosas arrugas.

Cómo planchar una camisa de forma fácil y sin plancha

Las camisas son prendas fabricadas de materiales como la lana, el algodón, seda o lino. Muchos de estos materiales son sensibles al calor y tienen una forma más delicada de lavar y poder plancharlas, para ello pon atención de cómo usar estos trucos.

Algunos de estos consejos pueden llegar a perjudicar el material de estas telas, aunque el vapor es una forma de controlar las arrugas sin hacer mucho daño a las telas. Generalmente las camisas están fabricadas de algodón por lo que serán fáciles de planchar con estas sencillas estrategias.

Utiliza el vapor mientras te duchas o te bañas

Puedes colgar tu camisa de una percha y colocarla cerca de dónde sale vapor de la ducha o cuando te estás tomando un baño. Aunque parezca mentira el propio vapor suavizará las arrugas y por arte de magia desaparecerán.

No obstante, es cuestión de tener el suficiente vapor para que surja efecto. No vale que tomes una ducha corta y en un baño muy amplio. Por lo general el vapor debe ser constante y denso y el cuarto de baño pequeño para que no se disperse por toda la habitación.

Cómo planchar una camisa sin plancha

Con el vapor de una tetera

¿Quieres tener vapor inmediato? Si tienes una tetera de las que calienten el agua, llénala de agua y espera a que hierva. Con el vapor que sale puedes acercarlo en la parte de las arrugas y ver cómo desaparecen.

Utiliza una cazuela como una plancha

Coloca tu camisa en un sitio dónde la puedas planchar. Coge una cazuela que tenga su base exterior limpia, y colócala en el calor del fuego o de una vitrocerámica. El calor que se genere en su base nos servirá para poder ir planchando las arrugas de la camisa.

Utiliza el secador de pelo y la plancha de alisar el pelo

Aquí podemos utilizar el calor del secador. Colgaremos la camisa de una percha y enfocamos el calor hacia todas las arrugas que queramos alisar. Debemos de insistir hasta ver que desaparecen.

Lo único que la parte de los botones, cuello o puños no se rematarán sino utilizamos la plancha de alisar el pelo. Con la plancha de pelo caliente la usaremos de la misma forma que la utilizamos para alisar el cabello. Si observamos que tiene mucho calor podremos colocar por medio una tela fina o un trozo de papel.

Cómo planchar una camisa sin plancha

Pulverizar agua caliente o agua con vinagre

Prueba con echar agua caliente en un spray con una suspensión fina y pulveriza a 30 cm de la prenda. Cuando se seque la prenda quedará lista y se habrán atenuado las arrugas más marcadas.

Hay otro remedio que es mezclar agua con una pequeña cantidad de vinagre. Se pulveriza esta mezcla sobre la arruga a 30 cm de la prenda. Tienes que dejar secar para observar cómo la arruga desaparece por arte de magia, pero ten cuidado con qué tejido lo utilizas para que no se quede la marca.

Utiliza el calor de la secadora

Si utilizas la secadora en vez de un colgador de ropa para secado, observarás que por regla general la ropa sale mucho más suave y planchada. Pero no toda la ropa sale impecable, por lo que puedes programar otros 15 minutos la secadora y meter las camisas para que se eliminen completamente las arrugas. Cuando haya acabado el programa sácalo de la lavadora e inmediatamente cuélgalo de un perchero para que el propio peso de la camisa matice el efecto.

En otros trucos se ha llegado a utilizar la secadora con otra función. Para crear más efecto de vapor en la secadora se introducen unos cubitos de hielo dentro del programa del secado. El vapor que sueltan los cubitos de hielo al calentarse y evaporarse irán quitando las arrugas de la prenda.

Cómo planchar una camisa sin plancha

Con una tela humedecida

Este truco consiste en planchar la prenda con una tela húmeda, puede ser una toalla fina y a ser posible que esté bastante caliente. Coloca la prenda en un lugar para que puedas plancharlo y humedece la tela sin que esté goteando. Podemos meterlo unos minutos en el microondas para aumentar el calor. Cogemos la tela y la presionamos sobre las arrugas de la camisa intentando plancharla para que se vayan quitando las arrugas.

Estos trucos son ideas orientativas para poder dar consuelo a momentos de apuro cuando no tenemos a mano una plancha. Hay que ser consecuente con el tipo de tejido que es fácil de planchar y con su vulnerabilidad a que pueda soportar alguno de los tratamientos.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.