Cardenal Mendoza, un brandy de lujo en edición limitada

Si quieres lujo y extrema calidad, recomendamos el Cardenal Mendoza Non Plus Ultra, uno de los brandies más exclusivos del mundo del que sólo se elabora una limitadísima producción de 800 botellas anuales. Su exquisita presentación convierte a Non Plus Ultra en un auténtico brandy para coleccionistas.

En el año 1955, con motivo de su bicentenario, la empresa Romate reservó 38 botas de Cardenal Mendoza, uno de los más afamados Solera Gran Reserva Jerezanos. Tras más de 50 años de reposado envejecimiento, nació el Cardenal Mendoza Non Plus Ultra, heredero absoluto de la mejores virtudes de este brandy y cuya calidad suprema se percibe en cada gota.

Su aroma, de límpida distinción y trazas de pasas secas y ciruelas, remite al vino oloroso viejo. Seco y delicado al paladar, su gusto templado, persistente y muy suave posee matices de nuez moscada y naranja seca.

Su presentación es excelente, pues las botellas están numeradas a mano y se presentan en un estuche de madera noble oscura, que acaba de potenciar el placer de degustar este gran brandy. El estuche incluye una botella de 50 ml de Cardenal Mendoza Non Plus Ultra y un decanter de cristal soplado, donde el preciado líquido adopta forma de lágrima.

Este minucioso trabajo soplado a mano por maestros artesanos ingleses, lo convierte en una joya de colección, digna de contener este preciado brandy. Además, su exquisita presentación permite preservar su
aroma y calidad hasta el momento de su cata.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *