Prácticas saludables a la hora de tomar el sol

tomar el sol hombre

En plena temporada alta de verano son muchos los que ya están de vacaciones. Es tiempo de protegerse especialmente del sol. Por eso, hemos elaborado este manual de prácticas saludables a la hora de tomar el sol.

Una serie de consejos prácticos para que nuestra piel luzca sana porque, lo que muchos no saben, es que los rayos del sol son son un enemigo fatal para la piel.

Antes de tomar el sol

Lo primero es elegir un buen bronceador. Uno con un mínimo de 30SPF de protección, considerado como protección alta, aunque para las pieles más delicadas se recomienda un 50SPF. Es importante antes de aplicar el producto que la piel esté limpia, seca e hidratada, para favorecer la absorción del mismo. Y además, aplicarlo unos 30 minutos antes de la exposición al sol, aplicación que habrá que repetir tras bañarse. También hay que tener en cuenta que no es recomendable utilizar productos como desodorantes o perfumes que contengan alcohol, ya que éstos pueden producir manchas oscuras en la piel.

Tomando el sol

A la hora de tomar al sol, las exposiciones deberán hacerse de manera escalonada. Empezar por 10 minutos de exposición que podrá aumentarse progresivamente, pero nunca se recomienda tomar el sol más de media hora. Además, en la exposición habrá que ir alternando y cambiando la posición del cuerpo,  preferiblemente evitando las horas centrales del día (de las 12 de la mañana a las 4 de la tarde).

Después de tomar el sol

Después de tomar el es conveniente ducharse con geles bajos en perfumes, son recordables los jabones neutros. Además, se ha de hidratar la piel con un producto específico, un after sun, que en ningún caso puede ser sustituido por un body milk al uso. También se recomienda aumentar la ingesta de verduras, frutas y hortalizas, y es que éstas ayudan a prevenir el envejecimiento y, además, son ricas en antioxidantes.

Más Información – Productos con champagne para cuidar la piel


Escribe un comentario