Por qué incluir unas pinzas de depilar en tu arsenal es una excelente decisión para tu imagen

Gama de pinzas de depilar

Que las absurdas normas de género, no te coarten. Independientemente de si eres hombre o mujer, incluir unas pinzas de depilar en tu arsenal de aseo personal es casi obligatorio, pues vivimos en un mundo en el que la imagen lo es todo. Desubre aquí lo mucho que puede beneficiar a tu rostro algo tan pequeño.

No existe nada mejor para mantener tu entrecejo despejado. Sácate con ellas todos los pelos que encuentres en el espacio que hay entre una ceja y la otra. Compruébalo cada 7 o 15 días, en función de tu ritmo de crecimiento, y repite la misma operación. Así ofrecerás una imagen más cuidada y evitarás esa cara de enfado que se les pone a los hombres con entrecejo excesivo.

El espacio que existe entre las cejas y la línea del crecimiento del cabello también debería estar libre de vello, y las pinzas son la única manera eficaz de conseguirlo. Así que si perteneces a esa mayoría de hombres que tiene vellos extraviados por la frente y las sienes, aquí tienes otra razón para hacerte con este útil instrumento o pedírselo prestado a tu pareja de vez en cuando. Busca un sitio bien iluminado y dedica diez minutos o incluso menos a dejar la zona limpia.

A los hombres nos crece vello en las orejas, y con la edad va en aumento. Es una realidad. No se puede hacer nada para evitarlo, pero si que podemos borrar cualquier rastro si somos medianamente hábiles con las pinzas de depilar. Si la cantidad de vello que tienes en las orejas supera la decena, considera un recortador de vello de nariz y orejas para ahorrar tiempo y esfuerzo.


Escribe un comentario