Cómo llevar polos con estilo esta primavera/verano

Leonardo DiCaprio con un polo blanco

Como ya habrás notado, los polos vuelven a estar de moda. Esta prenda clásica está pegando realmente fuerte esta primavera, y es de prever que lo continúen haciendo durante el verano.

Las principal ventaja de incluirla en nuestro armario es que nos ofrece la posibilidad de ir igual de cómodos que con una camiseta de manga corta, aunque bastante más elegantes.

Fred Perry

Fred Perry

Además, se trata de una pieza altamente versátil. Los polos funcionarán bien prácticamente con cualquier prenda de tu armario. En la parte inferior, puedes combinarlos con jeans, chinos e incluso pantalones de vestir. En los meses más cálidos, dale un giro smart a tu atuendo veraniego de camiseta + shorts, cambiando la primera por un polo.

En cuanto al calzado, también existen pocas limitaciones: zapatos de vestir, zapatos informales, zapatillas deportivas, alpargatas, náuticos…

Cuando vayas a comprar uno, piensa en clave slim fit. Para sacarle el máximo partido a esta camiseta con cuello camisero es fundamental que las mangas se ajusten a los brazos (aunque sin pasarse) y que de largo no caiga más abajo de las nalgas.

Naturalmente, los pantalones deben ir en concordancia. Apuesta por los de tipo skinny y slim fit en tonos neutros. Y que sean lisos. Los modelos rotos o desgastados chocan de frente con el espíritu de esta inmortal prenda.

Decántate siempre por los colores lisos en lugar de los estampados. La únicas notas discordantes deben estar en el cuello, el logo y los ribetes de las mangas, como es el caso de todos los modelos que hemos incluido entre estas líneas.


Escribe un comentario