¿Cómo manejar con lluvia y niebla?

conducir-niebla

Estos dos factores climáticos pueden convertirse en los peores enemigos a la hora de subirse a un auto o caminar por las calles.

Manejar con lluvia y niebla es bastante complicado, no solo porque disminuye la visibilidad de quien maneja sino que también reduce la adherencia del vehículo al pavimento, lo que puede descontrolar el auto.

En cuanto a la niebla, es importantísimo encender las luces, no para ver, sino para que nos vean.

Frente a ambas situaciones, la mejor solución es mantener firme la dirección, evitar frenar o acelerar bruscamente, mantener una velocidad constante y extremar las precauciones. Para eso, en Hombres con Estilo te daremos algunos consejos necesarios:

  • Al poner en marcha el vehículo, debe encender, durante algunos minutos, el aire frío al máximo sobre el desempañador y encender el desempañador posterior.
  • Mantener las luces libres de barro.

  • Verificar que los neumáticos estén en buenas condiciones y con la presión recomendada por el fabricante del vehículo.
  • Manejar a velocidad reducida y mantener una mayor distancia del vehículo que le antecede.
  • Antes de llegar a las intersecciones tocar el pedal del freno para estar seguros de su efectividad y tener suficiente espacio para reaccionar en caso de sentir deficiencias.
  • Verificar que las gomas de los limpiaparabrisas no estén gastadas o quebradizas por efectos del sol
  • Recuerde que la distancia de frenado se duplica en el pavimento mojado.
  • Circule con las luces encendidas durante todo el día.
  • Donde haya peatones circule a velocidad reducida para evitar mojarlos. Respete a los demás.

Respeta las normas de conducir. Estate atento a cada uno de los movimientos del resto de los autos y de los propios. Evitarás tener un accidente.


Categorías

Motor

Hombres con Estilo

Administrador de Hombres con estilo, una web dedicada al hombre de hoy. Si eres hombre y te preocupa tu salud, te gusta la moda y te apetece vestirte... Ver perfil ›

Escribe un comentario