Cómo cuidar la piel grasa

Piel grasa

La piel grasa se caracteriza por su aspecto aceitoso, así como la formación de áreas brillantes en la zona T de la cara, la presencia de espinillas y puntos negros. Este es un tipo de piel propensa al acné porque el acné se debe a una acumulación de sebo excesivo en ciertas áreas de la cara. Esta es la razón por la cual la piel grasa requiere un tratamiento especial para controlar la aparición de estos síntomas y mejorar su apariencia.

Para tratar la piel grasa es esencial limpiar la cara por la mañana y por la noche. Para ello, selecciona un gel especial para piel grasa. Los productos más adecuados son aquellos que pueden ser enjuagados con agua. Moja la cara primero y luego aplica el producto con movimientos circulares suaves. Hay que destacar la zona de la nariz, la barbilla y la frente, que es el área donde la mayor parte del aceite se acumula. Luego enjuaga con abundante agua.

La piel grasa requiere un cuidado diario, pero es recomendable no usar jabones porque secan la piel y fomentan la producción de sebo.

Después de lavarte la cara, se debe aplicar una loción o tónico astringente. Estos productos se recomiendan para reducir el exceso de grasa en la cara y controlar la formación de impurezas. También se puede utilizar una crema hidratante con una base no grasa para una piel más sana.

Hay otros remedios naturales adecuados para cuidar de la piel grasa. Un buen ejemplo son las mascarillas naturales, como la máscara de harina de avena o de limón, que ayudan a equilibrar el sebo. Aplicar la mascarilla sobre la piel limpia y dejar unos 15 a 20 minutos.

En cuanto a la aplicación de cosméticos tales como filtros solares, bases de maquillaje y polvos, es necesario que los productos no sean a base de aceite y que sean aptos para el acné, con base de agua.

Una dieta equilibrada también es esencial para cuidar la piel grasa. Hay que consumir frutas y verduras, carnes magras y grasa de alimentos ricos en fibra. Conviene evitar el consumo de carnes rojas, dulces, tartas, repostería y alcohol.

El descanso y dormir el número recomendado de horas es otro factor clave para tener una piel más sana y más radiante.


Escribe un comentario