Cepillo de dientes ¿tradicional o eléctrico?

Hay muchas personas que utilizan aparatos eléctricos para simplificar la tarea y muchos de estos aparatos si que la simplifican, hay otros que, por lo que cuestan, no vale la pena comprarlos.

En este caso hablaremos del cepillo de dientes eléctrico y lo vamos a comparar con el cepillo de dientes tradicional, para saber si vale la pena o no comprarlo, y porque no, regalarlo en estas fiestas.

Comenzaremos con las diferencias que harán resaltar las pocas similitudes que tienen ambos cepillos.

Para empezar y a simple vista, comparando productos nos hace pensar que el eléctrico es más grande y difícil de manipular y que el tradicional es más fino y ligero para usar. Pero aunque estas diferencias ergonométricas son ciertas, el eléctrico, es más alargado, haciendo más fácil la limpieza de las muelas de juicio -que tan difíciles son de llegar-.

Con el eléctrico, no necesitas esfuerzo. Solo lo apoyas en los dientes y conseguirás una dentadura limpia, mientras que el tradicional -aunque el esfuerzo no es tanto- requieres de más trabajo para lograr el mismo resultado. En caso de tener las encías sensibles, no es conveniente el uso del cepillo de dientes eléctrico, debido a que es difícil no tocar las envías y al ser más “agresiva” su limpieza, podrás lastimar las encías.

En el caso de la duración de las cerdas, eso es particular a cada uno y a su forma de lavado. Los especialistas recomiendan el cambio de cepillo cada 3 meses – o bien cuando la banda azul se desgaste-. En el caso del eléctrico, la duración es la misma.

El cepillo eléctrico funciona a batería, que la misma aguanta entre 4 y 5 días. Luego lo pones a cargar unas 12 horas y quedará nuevamente listo para usar. Si tienes que irte de vacaciones o pasar el fin de semana afuera, debes tener en cuenta la duración de la batería, o bien, llevarte el cargador. Eso puede ser engorroso para algunos y que otros no tengan problemas. Es a gusto del consumidor.

Entonces si estabas pensando en regalar un cepillo eléctrico, piensa bien en las ventajas y desventajas que te enumeramos. ¡Puede ser un excelente regalo!

Fuente


Escribe un comentario