Blanqueamiento dental

El blanqueamiento dental se ha convertido hoy en día en una técnica rutinaria en muchos consultorios de dentistas, llegandose a convertir en el tratamiento estético mas frecuentes en la odontología moderna.

Se trata de una técnica simple, poco invasiva y económica, permitiendo obtener un color más claro en los dientes , permitiendo tener dientes mas sanos, blancos, juveniles y atractivos.

Pero antes de empezar a blanquear los dientes, deben de cumplirse ciertas condiciones:

  • Las superficies de los dientes deben de estar limpias y sin placa bacteriana
  • El paciente debe de haber sido instruido para poder realizar una correcta higiene dental
  • El paciente debe de estar motivado y mostrar una correcta higiene dental
  • Las encías deben de estar sanas
  • Ausencia de caries

Una vez que te hayas hecho el blanqueamiento dental con tu dentista, debes mantenerlo en tu casa. Para eso, en el mercado existen diversos productos para tal fin: pastas dentales, cepillos de dientes y enjuagues bucales. Elige una pasta dental que tenga indicado que ayuda al blanqueamiento dental (ejemplo Colgate Total® Whitening Gel, Sensodyme® Extra Whitening). También hay enjuagues bucales con capacidad blanqueadora.

Recuerda que consumir con regularidad productos que contengan colorantes harán que nuestros dientes se manchen de nuevo. Tienes que evitar durante el blanqueamiento (o consumir muy moderadamente) el café, té, refrescos oscuros, vino tinto, cigarrillo, etc.

En todo tratamiento siempre son útiles los siguientes consejos:

  • Lávate los dientes 2 veces al día, preferiblemente 3.
  • Cepilla tus dientes con una pequeña cantidad de bicarbonato de soda dos veces por semana
  • Deja de fumar
  • Limita el consumo de comidas y bebidas que puedan manchar tus dientes

Categorías

Salud

Hombres con Estilo

Administrador de Hombres con estilo, una web dedicada al hombre de hoy. Si eres hombre y te preocupa tu salud, te gusta la moda y te apetece vestirte... Ver perfil ›

2 comentarios

  1.   Juan dijo

    Hola, me gusta tu blog pero hay algunas cosas que matizar en este artículo, en mi opinión y si me lo permites.

    No es cierto que con un blanqueamiento dental los dientes vayan a estar más fuertes, al contrario, el blanqueamiento oxida la superficie del diente, es asi por que se aclara el color, pero deja el esmalte más débil.

    Una vez hecho el blanqueamiento, por lo general, el dentista te dará una pasta que tienes que usar en casa pero no indefinidamente sino por un tiempo limitado ya que es un corrosivo.

    No todos los dientes tienen indicación de blanqueamiento, en casos de defectos en el esmalte no está indicado el blanqueamiento, consulta a tu dentista y si no tienes uno sólo tienes que llamar al colegio de odontologos de tu región y que te recomienden uno.

    El blanqueamiento no es para siempre, dura unos , a veces tiene un efecto rebote, tiene más facilidad de oscurecerse después y los primeros dias no se pueden tomar ciertos alimentos y sustancias.

    Si llevas empastes, coronas, etc y te haces un blanqueamiento se blanquearán tus dientes naturales pero los empastes ni las coronas, ojo por que luego puede ser que destaquen.

    La pastas blanqueadoras son muy abrasivas, yo no las recomiendo. Ni tampoco cepillarse con bicarbonato de soda.

    Una recomendación pasarse el hilo dental por las noches.

    Bueno, un saludo

  2.   Nicolas dijo

    Juan, muchas gracias por tu comentario y exponer tu punto de vista. Has enriquecido aún más este artículo.
    Gracias por leernos, continua leyendo HombresconEstilo.com

Escribe un comentario